MENU
component-ddb-728x90-v1-01-desktop

Organizaciones pro-inmigrantes reaccionan ante el dictamen de un juez federal sobre DACA

Organizaciones pro-inmigrantes reaccionan ante el dictamen de un juez federal sobre DACA.

TRI-CITIES – En un documento de 82 páginas, el viernes por la tarde el juez federal por el distrito sur de Texas, Andrew Hanen, dictamino – que el programa de acción diferida mejor conocido como DACA, y que ampara a más de 600 mil inmigrantes jóvenes de la deportación, era ilegal desde su inicio en junio del 2012. Y ahora le prohíbe a nuevos candidatos que son elegibles a inscribirse al programa.

Para Brenda Rodríguez, directora ejecutiva de la red de solidaridad para inmigrantes del estado de Washington con base en Tri-Cities, ya la decisión del juez está afectando a su familia.

"Muchos miembros de mi familia iban a aplicar por primera vez, de hecho uno de mis familiares mando su solicitud hace unas semanas y con esta decisión su aplicación no va a hacer aprobada”, dijo Brenda muy desconcertada. “Lo cual quiere decir que para empezar ya perdió los $495 dólares que mando para que su aplicación fuera procesada".

Pero lo que si se va a procesar, es la apelación a esta decisión. Pues ya el presidente Biden instruyo hacerlo.

Por otra parte este abogado de inmigración nos explica que aún están a salvo un grupo de personas en nuestra comunidad.

"Para todas las personas que ya tienen DACA, no quedan fuera, pueden seguir renovando sin ningún problema, es superimportante que no confundan esta decisión".

Pues el abogado reconoce sentirse muy triste por esta demanda liderada por Texas, que busca frenar cualquier alivio migratorio usando a su fiscal general Ken Paxton - quien ya se le conoce como un retractor de la inmigración indocumentada.

Pero ni las acciones de estos políticos contra los inmigrantes, ni el racismo que según Brenda encontró en su primer semestre en la universidad estatal de Washington de Tri-Cities, hicieron que se rindiera de seguir sus metas académicas.

"El racismo estaba en todas partes, fue un momento donde sentí mucho coraje, mucho dolor, pero también fue el momento en el que decidí que ya era suficiente que yo tenía que luchar si quería que las cosas cambiaran", argumento Brenda.

Y precisamente el cambio está en manos del parlamento no partidista del senado – quienes están a cargo de estudiar todo lo que tiene el ambicioso plan de infraestructura de $3.5 billones de dólares del presidente Biden – que incluye una ciudadanía a varios grupos de indocumentados, como los del DACA, ya que varios sectores de la sociedad los consideran parte fundamental del presupuesto – por sus miles de millones que aportan a la economía del país cada año.

"Y vamos a conectar a las familias a la lucha federal para que sigamos la presión con los senadores demócratas de nuestro estado", recalco Brenda.

close video ad
Unmutetoggle ad audio on off

Trending